Sud América gritó campeón e irá con ímpetu a buscar la superfinal

Los dirigidos por Fabián Lattanzio jugaron un sólido segundo tiempo, desarticularon por completo a la Universidad y triunfaron por 98 a 80. Fue determinante el rol de Diego Belvedere, autor de 33 puntos. En la previa al inicio se realizó un minuto de silencio por la memoria de Fernando “Toto” Seimandi

La final tuvo un comienzo con ritmo dinámico, cuando el Roble estableció la primera ventaja con una certera mano en tiros de tres puntos de Ricky Nazer y Fer Levene. Luego el Suda recuperó su rendimiento y, gracias a apariciones de Juanjo Tagliaferro y Ruso Checmarev, sacó seis de ventaja. Tras un minuto de la Universidad, ambos equipos continuaron con buenos números de campo y los de Lattanzio sostuvieron su ventaja máxima de ocho unidades. Pero tras un cuarto con mucha paridad, en Sud América apareció la figura de Tanque Belvedere para que su equipo cierre el primero arriba por 30-20.

El segundo chico tuvo un buen comienzo. El Roble pegó primero con un doble de Ciappina y un triple de Zaparat. Pero los de Tolosa reaccionaron con Carlos Genoud y Mauro Giorgetti como baluartes y escaparon a doce unidades en los primeros tres minutos de juego. La UNLP respondió con la misma fórmula en ofensiva para acercarse a seis unidades y obligó a Fabián Lattanzio a detener las acciones. Justamente después del parate, los Universitarios encontraron herramientas para seguir a tiro desde la línea de tres puntos y se mantuvieron abajo por cinco unidades. El cierre de la primera mitad le dio a Sud América una ventaja de 49 a 45.

El descanso largo devolvió a los de Tolosa con el ímpetu por las nubes: un parcial 10-2 con tantos de Belvedere, Milone y Giorgetti desarticularon la defensa universitaria y la ventaja se extendió a 59-47. Parecía que en los minutos posteriores el Roble se recuperaba del cachetazo ofensivo que le dio el Suda, pero Belvedere encontró cinco tantos en los segundos finales y, sobre la chicharra, firmó la victoria parcial 71 a 58 antes de que comience el último periodo.

En el cuarto final no quedaron dudas de la superioridad sudamericana: las defensas brillaron por su ausencia, la desesperación académica por anotar incidió en una floja defensa y ambos equipos capitalizaron gran parte de las ofensivas. Así, el abultado tanteador favoreció a Sud América por 98 a 80, lo consagró campeón del Torneo Clausura y le dio el derecho a jugar la superfinal contra Estudiantes, el ganador del Apertura.

A las 16:30 debía disputarse el encuentro por el cuadrangular +35 entre Asociación Mayo y Universal, pero los de calle 25 no se presentaron en el Julio Costa.

Síntesis:

UNLP (80): Levene 12, Bertsch 7; Montenegro 5; Piesciorovsky 10 y Nazer 14 (F.I.); Díaz 2; Ciappina 8; Fernández 6; Borzi 2; Zaparat 14; Valdez y Vila.

Sud América (98): Belvedere 33; Checmarev 8; Alegre 2; Giménez 2 y Tagliaferro 12 (F.I.); M. Vita 5; J. Vita; Milone 11; Genoud 9; Warning 3 y Giorgetti 13.
DT: Fabián Lattanzio

Parciales: 20-30; 45-49 (25-19); 58-71 (13-21) y 80-98 (22-27).
Árbitros: Sebastián Ramírez y Martín Cullari.
Estadio: Julio Costa, Platense. Local: UNLP.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *